mantenimiento piscinas verano

El mejor mantenimiento para tu piscina en verano

El verano tiene muchas cosas buenas: las vacaciones, el tiempo libre, las largas tardes que puedes disfrutar paseando… Pero también algo negativo y que nos suele preocupar: ¿cómo soportar esas altas temperaturas de Valladolid en esas fechas?.

Para ello, nada mejor que disfrutar de las piscinas en las que puedes chapotear y relajarte. Claro que, para eso, siempre debes estar atento a cómo de limpias están, con el fin de evitar cualquier tipo de problema que la suciedad o las algas puedan generar. Problemas  de suciedad que pueden extenderse también al entorno (vestuarios, duchas…).

Que conozcas cuáles son los pasos a seguir para tener un agua limpia y desinfectada es, por tanto, indispensable. Veamos cuáles son.

 

¿Cómo conseguir un agua de la piscina cristalina?

Es fácil ver si un agua es apropiada para introducirte en ella. Normalmente, lo primero que hacemos es, simplemente, observarla. ¿Tiene algún elemento que la haga poco apetecible? Hojas, residuos que hayan caído… En ese caso, lo mejor es eliminarlos. Sacarlos del vaso de la piscina, bien a través de una pala o usando el poder de los skimmers.

Del mismo modo, hay que eliminar otros componentes que pueden existir y que no son tan visibles, pero que harán que el agua durante estos meses de tanto uso se enturbie. Estos componentes, tan solo será posible eliminarlos a través de la filtración. Por lo que es indispensable que tengas una depuradora adecuada.

Asimismo, suele ser también habitual que esta suciedad se agarre a los muros, por lo que cepillarlos es una excelente opción, con el fin de que vayan al fondo. Y es ahí, en el suelo, donde es apropiado que le pases alguna que otra vez el limpiafondos, para recoger todos esos elementos y evitar que, de nuevo, suban a la superficie.

 

¿Es suficiente con estos pasos para mantener tu piscina en verano?

Pues claro que….NO. Hasta aquí, hemos visto los tratamientos físicos. Sin embargo, para un buen mantenimiento de tu piscina, es importante que también se vean acompañados de tratamientos químicos:

Nos referimos, por supuesto, al uso de cloro u otros componentes que van a oxidar los contaminantes que pueden haber entrado al agua y permitir su mantenimiento. Pero ¿cuánto debe haber? ¿Cuánto es necesario añadir? Eso depende de la cantidad de agua y del tamaño de su piscina particular o comunitaria, así como de otra serie de elementos, tales como el pH, la temperatura (es un elemento bastante volátil) o la alcalinidad (varía en función del lugar del cual se extraiga el agua).

Como puedes ver, disfrutar de un baño higiénico y sin preocupaciones, requiere de toda una serie de precauciones. Es, por ello, que debes rodearte de productos apropiados y conocer los distintos detalles que te ayudarán en tu tarea.

Si no tienes tiempo, o no quieres preocuparte de mantener tu piscina cristalina y saludable, en  Servicios Integrales Carreño nos ponemos a tu disposición para el correcto mantenimiento de tu piscina durante el verano, y que tú solo tengas que ocuparte…!de disfrutarla!

Sin Comentarios

Publicar Comentario

Uso de cookies

Usamos cookies para mejorar su experiencia de usuario. Si continúa navegando acepta el uso de las cookies y nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
Call Now Button